Un año de exilio en España.por José Luis García Paneque


Un año de exilio en España.
Por. José Luis García Paneque.

Cuando llegué a España y el día de mi cumpleaño un año después en libertad.
Han pasado más de 365 días desde mi arribo a España, con el primer grupo de exiliados cubanos el martes 13 de Julio de 2010, sobre las 14.30 horas. También muchas las emociones que se entremezclan durante estos más de 12 meses de vida en libertad, después de ese primer impacto con la prensa en el aeropuerto de Barajas; de ser supersticioso me presagiaría un futuro fatídico (pues era un Martes 13), pero pasando balance puedo contar con más luces que sombras. Muy por encima de lo difícil que es para todo exiliado el proceso de integración a una nueva sociedad, mucho más un pueblo que nos abría la puerta en momentos de crisis que aún no ha podido superar, y a pesar de eso nos sigue tendiendo la mano.
Fresco aún está en mi memoria la incertidumbre y el miedo a enfrentar lo desconocido, no puedo negar que después de más de 7 años de cautiverio, enfermo, con una triste y dolorosa vida en prisión, enfrentarme a un mundo desconocido me aterraba. El paso de los días fue perfilando otro mundo mucho más real que el que por decisión personal y consciente del riesgo había asumido y afrontado con total determinación, que gracias a Dios, el apoyo de muchos amigos y la solidaridad del mundo libre, pude superar. No les puedo decir que todo ha sido fácil pues me engañaría yo mismo, pero el enfrentarme al día a día con espíritu positivo y determinación de salir adelante, me ha ayudado a superar barreras que en no pocas ocasiones parecían infranqueables.
Un año después comienzo a cosechar los frutos. El haber seguido el plan que Dios me había marcado fue la clave de todo lo que hoy puedo compartir con los que me siguen en este sitio de debate.
Les reitero que no ha sido un camino de rosas, todo lo contrario, un trayecto de retos que he afrontado con el apoyo de muchas personas y organizaciones que me han brindado oportunidades y a las que estaré eternamente agradecido. Espero poder corresponder con todo mi esfuerzo y empeño la confianza que han depositado.
Otro martes, 7 días después de mi llegada, salía en un tren rumbo al sur de la Península Ibérica, Valencia (junto a la ribera mediterránea) era mi próxima parada en apenas una semana, que fue de locura, entre entrevistas, comparecencias televisivas, presentaciones de libros, hasta seminarios que me llevaron a la monumental Barcelona. Mi primer impacto con la realidad, donde pude mostrar el testimonio visible de una crueldad ante un numeroso público presente en un seminario de personas amantes de la libertad, que me abrió nuevas puertas, que me daría la oportunidad de poder contar mi testimonio en el blog (Diario de un Cubano Exiliado), visitar Suecia, Alemania, República Checa, Eslovaquia y Bélgica, dialogar con ex presidentes, Europarlamentarios, visitar Parlamentos, Cancillerías, recabar solidaridad y apoyo para nuestra causa, y por encima de todo darnos cuenta que éramos escuchados y tomados en cuenta.
A pesar de que queda mucho por delante y aún pendiente el tema más doloroso de toda esta odisea: el reencuentro con mis hijos, una espina que sigue lacerando mi corazón y que espero con la gracia de Dios y la voluntad de los hombres también pueda solucionar en corto tiempo, me alegro de todo lo que he logrado, de todos los amigos que he sumado y de las oportunidades que me han brindado y de la recuperación de mi estado de salud.
Por estos días una periodista en el periódico El Levante (del domingo 25 de Julio del 2010), en un artículo (De Cuba a EEUU vía Cullera) al cumplirse un año de nuestra llegada, me nombró la excepción, no creo que yo sea ninguna excepción, todo lo contrario, si hoy puedo sostener a mi familia y aportar a mi lucha se lo debo a las oportunidades que me han brindado y mi empeño en salir adelante. Trabajo en el Instituto de Estudios Estratégicos e Internacionales de la Universidad Católica de Valencia, Institución que me permite prepararme para una Cuba democrática y seguir la lucha en llevar la democracia y el respeto a las libertades fundamentales a nuestra Patria, y espero que la Homologación de Licenciado en Medicina en proceso no demore mucho, brindándome más posibilidades a mi integración en el futuro

Anuncios

Acerca de miguelgalban

Periodista independiente expreso político cubano Primavera Negra
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Un año de exilio en España.por José Luis García Paneque

  1. Pingback: Desterrados cubanos, arrestados durante la Primavera Negra son acogidos por el gobiernos norteamericano |

  2. Pingback: Este 10 de octubre el Observatorio Cubano de DH instalarán una celda en parque Berlín en Madrid para llamar la atención internacional por la represión dentro de la Isla |

  3. Pingback: El cinismo de una dictadura. Por Jose Luis García Paneque |

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s